La Yamaha R9 es prácticamente una realidad. Se ha confirmado que Yamaha ha presentado la solicitud de registro en Japón de las denominaciones que van desde la R15 hasta la R1, entre ellas la R9; lo que reafirma esto es que en otros países de Europa y Asia también se ha llevado acabo el registro. Confirmándose que en un corto espacio de tiempo podremos ver una nueva deportiva tricilíndrica en las filas Yamaha.

Esta motocicleta llegaría para ser el eslabón de conexión entre la R7 de media cilindrada y la gran Superbike, la R1, la hermana intermedia que tendría un carácter de circuito y carretera. Ya tiene tiempo que el sector de las deportivas se está modificando en la cilindrada media y parece que las marcas japonesas están en busca de competir con las europeas, por ello la migración de sus diseños y tecnologías. Esta R9 pretende ser una motocicleta más parecida y competirle directamente a la Ducati Panigale V2 o las supersport de Triumph y KTM (Daytona y RC 8C).  

Aún no hay datos técnicos, evidentemente, pero a partir de la MT-09 sabemos que cuenta con una potencia de 119 hp a 10,000 rpm y un peso de 189 kg, la relación peso/potencia prácticamente es idéntica a la de la R6 (118 hp y 190 kg), por lo que se puede decir que la Yamaha R9 se postula como la verdadera sucesora de la icónica Supersport. Muchos pensaban que la R7 lo sería pero después de ver los datos que declaraba quedó muy por debajo para desilusión de ellos. Esta nueva deportiva tendrá una entrega de par más contundente y esencia distinta a lo que era la R6. 

Con estos cambios y nuevos modelos, Yamaha busca resurgir esa división de las deportivas, que tiene algunos años sin mucha novedad y desinterés de varias marcas. Se buscara llegar a un nuevo mercado o en su defecto, hacerlo más amplio con este tipo de modelos, que traen con ellos nuevas propuestas y ser más accesibles.