El 60 por ciento de los accidentes de tránsito en México están relacionados con motociclistas, lo que implica que los conductores deben estar más preparados para rodar, pero también deben estar protegidos en caso de accidente. Así lo refiere Aurelio Meza, director de la marca de cascos Hax. Entre las relevantes cifras que Meza compartió con Motofichas.com.mx, refiere que "el 75 por ciento de los accidentes mortales en motocicleta son debidos a golpes en la cabeza. Es decir, una gran cantidad de personas están muriendo en moto por no utilizar un buen producto”, compartió el experto.

 Las razones por las que los riders no utilizan casco pueden variar. Una de las principales, podría ser una falsa sensación de seguridad, la incomodidad, cuestiones estética y también costos elevados. El último tema ha llevado a fabricantes como Hax a ofrecer una gama amplia y accesible para proteger a sus usuarios y salvar vidas. El especialista sabe que existe un alto número de personas que ocupan un casco solo para evitar multas sin reparar en que la calidad del producto les debe brindar la protección necesaria para mitigar las consecuencias de un accidente.

¿Lo barato sale caro?

El dicho de que lo barato sale caro, no es una visión que comparta Meza. Reconoce que cuanto más posicionada esté la marca corre el riesgo de ser más cara, por lo que hoy en día vemos cascos muy elevados en sus precios, pero no necesariamente un casco barato tiene que ser poco seguro o viceversa. “No queremos dejar de lado el tema de seguridad, que es el pilar fundamental de nuestra compañía. Hay que buscar diseños atractivos y a la moda, es importante, pero el punto vital y que no es negociable para un fabricante de cascos de alta calidad como los nuestros es la seguridad. La seguridad es supremamente importante, le garantizamos al cliente que el producto está completamente certificado y le va a brindar la protección necesaria para el uso que le va a dar. Además, puede lucir un casco bonito y un casco con especificaciones técnicas muy altas”, comentó el joven experto.

Aclaró que sus cascos, independientemente del nivel y estilo, cumplen con las más extrictas normas internacionales de seguridad. “Desde el más económico, cuentan con doble certificación: la de Estados Unidos que conocemos como DOT, así como la europea denominada CE”. Los costos oscilan entre los 2 y los 4 mil pesos dependiendo las características. 

Por último, Aurelio Meza fue contundente al asegurar que muchos motociclistas adolecen de información y tienen poca convicción en material de seguridad. Por eso nos confirmó que desde Hax creará campañas para llegar cada vez a más gente con información para concienciar sobre la necesidad de usar el equipo adecuado para rodar en moto.

Hax Helmets tiene una gama que ofrece cascos integrales o "full face", cascos abiertos "open face" o los versátiles modulares o "flip up". Dando cobertura así desde el púlico urbano hasta el que usa motos de corte más deportivo o turístico. Puedes consultar aquí su gama: https://www.haxhelmets.com/